El sueño

Utilidad, función y secretos del sueño

Mientras que a algunos les encanta dormir, para otros, el sueño es una fuente de estrés causado por los insomnios.

Pero algo si es seguro: el sueño es un momento primordial para el ser humano.

Representa más o menos 1/3 de la vida de este, y le permite al cuerpo retomar fuerzas, evacuar tensiones, y liberar la hormona de crecimiento, que mantiene el buen estado los músculos, huesos y tejidos.

De su lado, el cerebro pone en orden los eventos vividos durante el día, guardando algunos y desechando otros.

El sueño está compuesto por 4 fases:

El estado 1 es el de la somnolencia y de adormecimiento, la fase durante la cual el individuo se duerme progresivamente.

El estado 2 es el del sueño ligero, durante el cual el sujeto es muy sensible a los estímulos externos, y que representa más o menos 50% del tiempo de sueño.

El estado 3 corresponde al sueño profundo, y la fase 4 al sueño muy profundo. Es durante esta última que la hormona de crecimiento es secretada.

Sigue después el sueño paradojal, periodo corto durante muchas veces se sueña, y el sueño intermedio, que precede el comienzo de un nuevo ciclo o el despertar.

Para sentirse descansadas al despertar, algunas personas necesitan 3 ciclos por noche, mientras que otras requieren 7 ciclos. De ahí vienen las variaciones de duración perfecta de sueño, que normalmente está establecida en 8 horas.

Algunos individuos se sentirán bien con dormir 5 horas, otras sienten la necesidad de dormir 10 horas o más.

Sin embargo es importante evitar los excesos: Muy poco o demasiado sueño tiene repercusiones en el organismo y el sistema nervioso.

Aparte de la duración, la calidad del sueño es esencial: Evitar las malas posiciones y despertar durante la noche para no perturbar la armonía de los ciclos es importante.

Por

()


El sueño

El sueño